01 junio, 2011

Una EBT cordobesa ofrece un servicio pionero en identificación varietal en olivo

Una base de datos de más de 400 tipos de olivo resultado de 30 años de trabajo del Departamento de Agronomía de la Universidad de Córdoba es el origen de la Empresa de Base Tecnológica (EBT) Idolive, recién constituida en febrero de este año y que ofrecerá un servicio integral de identificación de variedades de olivo y diagnósticos sanitarios de este cultivo.

"El procedimiento es totalmente 'on line', a través de la web 'www.idolive.es', y después de rellenar los formularios correspondientes, nos envían las muestras que analizamos en nuestro laboratorio y en sólo 20 días se pueden consultar los resultados en la Red", explica Estrella Rodríguez, socia fundadora de la empresa.

Para esta EBT, que ha surgido para dar difusión al trabajo de clasificación varietal que se estaba realizando en el Departamento del Agronomía e la UCO, sus "clientes son principalmente viveristas, agricultores y centros de investigación que necesitan conocer la variedad exacta del olivo con el que trabajan; y este método se la proporciona", añade Rodríguez.

Según explica Andalucía Innova, el método de clasificación pionero propuesto por Idolive se basa en análisis molecular de AND. Así, extraen una muestra de la hoja para hacerle un estudio genético, obtienen un perfil que comparan en su base de datos y, como resultado, consiguen determinar a qué variedad pertenece esa muestra, ya sea picual, arbequina o de otro tipo. "Lo que hace nuestro trabajo único es que nadie más tiene acceso a esta base de datos tan completa, ni nadie tiene una base de datos similar basada en estudios de ADN", añade Rodríguez.

Idolive también ofrece un servicio de evaluación de patógenos para certificar que la planta está sana y que cumple lo marcado por el Real Decreto 1678/1999, de 29 de octubre y la legislación europea "a través del mismo método de análisis molecular de ADN identificamos si la hoja está libre de hongos, bacterias o virus", comenta. Entre sus proyectos futuros no descartan extrapolar este sistema de estudio a otras variedades agrícolas.

Actualmente, están poniendo a punto una colaboración con la Asociación Interprofesional de la aceituna de mesa, Interaceituna, para usar el mismo protocolo de identificación varietal en hoja esta vez adaptada a la aceituna aderezada, "hay muchos errores en el etiquetado de estos frutos de cara a los consumidores, por eso es necesario un proceso de identificación fiable". "Aunque el análisis es más difícil que en hoja por los sistemas de aderezo de la aceituna que oxidan el ADN", añade Rodríguez.
Fuente:europapress.es