14 noviembre, 2016

El que roba aceite de oliva la paga

Condenan a más de cuatro años de cárcel al administrador que vendió aceite a espaldas de cosecheros

La Sección Segunda de la Audiencia de Jaén ha condenado a cuatro años y medio de prisión y al pago de 5.720 euros de multas al administrador único de una almazara de Arquillos (Jaén), E.E.G., de 66 años, por vender el aceite almacenado a espaldas de los cosecheros por valor de 666.771 euros y de quedarse con este dinero. En concreto, según recoge la sentencia a la que ha accedido Europa Press, se le condena por un delito de apropiación indebida y otro delito societario, mientras que se le absuelve del delito de estafa del que le acusaba la acusación particular. Además, se le condena al pago de parte de las costas procesales, al tiempo que se absuelve a las cuatro personas que se sentaron con él en el banquillo. La sentencia establece como hechos probados que durante la campaña 2011/2012 y 2012/2013, E.E.G. "dispuso sin el consentimiento ni el conocimiento de los cosecheros del aceite existente en las bodegas vendiéndolo a terceras personas no identificadas y adueñándose de las cantidades de venta".
Sigue:lavanguardia.com

 Condenado a 2,5 años por robar 840 litros de aceite de una almazara 

 El Juzgado de lo Penal número 2 de Almería ha condenado a dos años y medio de prisión a un hombre de 48 años identificado con A.H.M. por un delito de robo con violencia después de que se llevara 840 litros de aceite de oliva de una almazara tras golpear en el estómago a la administradora de la entidad una vez que había cargado las botellas en su coche. El fallo sobre el que cabe recurso ante la Audiencia Provincial impone además al condenado una indemnización de 1.680 euros a la perjudicada en concepto de responsabilidad civil a tenor del valor del aceite que le fue sustraído, pese a que la defensa trató de impugnar la tasación que se había llevado a efecto.
Según la sentencia, los hechos tuvieron lugar el pasado 18 de mayo, cuando el acusado se dirigió a la almazara "con ánimo de enriquecimiento injusto" y acordó con la administradora la compra de seis cajas grandes de aceite de oliva con 24 botellas de cinco litros cada una de ellas así como otras 12 cajas pequeñas con 20 botellas de medio litro cada una. Así, una vez que las botellas fueron cargadas en el vehículo del acusado, ambos volvieron a las dependencias de la almazara para formalizar la factura, momento en el que el hombre "con ánimo de apoderarse ilícitamente del aceite sin abonarlo", dio un golpe en el estómago a la víctima, quien cayó al suelo y se golpeó la cabeza; momento en el que el A.H.M. aprovechó para marcharse con el vehículo.